08 abril, 2009

A no bajar los brazos que todavía falta

Excursionistas no pudo quebrar el planteo mezquino del CADU y cortó una racha de cuatro triunfos consecutivos en el Bajo Belgrano con un empate sin goles que nos privó de volver a ser punteros. Si bien se desperdició una gran chance, no hay que desesperar. El equipo sigue prendido, a dos de la punta. Lo más importante, con este resultado y restando ocho fechas para el final, Excursio ya quedó salvado del descenso directo: primer objetivo cumplido.

Una tarde que deja sabor a frustración pero que no debe confundirnos. Excursionistas no festeja este empate, no le sirve y probablemente lo lamente al final del torneo. O no. Hay cinco equipos peleando el campeonato que no paran de prestarse la punta, presa de sus respectivas irregularidades, y todo parece indicar que esto no va a definirse hasta la última jornada. De esto se desprende que el Verde, aún con partidos complicados por delante, mantiene intactas sus chances de pelear por el ascenso, algo que en julio del año pasado era un sueño opacado por el agobiante promedio.

Para hablar puntualmente del partido, decir que en el primer tiempo fue todo de Excursionistas. Sin jugar bien, el conjunto de Rondina se las rebuscó para contar con chances claras para abrir el marcador. Sólo la puntería chanfleada y las buenas intervenciones del arquero visitante, Menón, le negaron al Verde la posibilidad de ponerse en ventaja. Entre las más claras, lo tuvo Federico Diaz pero se la devolvió el travesaño y también Tomás De Vincenti (foto), el mejor de Excursio, con un remate cruzado que salió apenas alto. Por el lado del CADU poquito y nada en ofensiva, agotando el recurso de tirársela al 9 Velázquez para que la aguante, y una tendencia que se terminó instalando a lo largo del partido: una exasperante actitud por demorar el juego y simular lesiones, convalidada por la flojísima labor del árbitro Antonio Amato que jamás castigo la conducta antideportiva del equipo que dirige Osvaldo Diez.

En el complemento, se acentuaron los déficit que Excursio había tenido en los primeros 45'. Della Marchesina apareció muy poco, Aguilar no le cambiaba el ritmo al equipo y el trabajo de Parentini entraba en un bache. Lo único capaz de cambiarle la cara al equipo era la explosión de De Vincenti, que no encontraba socios en la creación y trataba de resolver solo lo que generalmente se hace en equipo. Así, el CADU hasta se animó a acercarse al arco del Verde e inquietarlo en alguna que otra ocasión a partir del buen trabajo de Monzón y Garay. Diga que Velázquez juega con la cabeza en otra parte por una supuesta venta de su pase ya concretada y el goleador no anduvo derecho para la puntada final, que si no quizás ni el empate nos llevábamos.

Probó Rondina cambiarle el aire al equipo con el ingreso de Damián Canuto por Aguilar, pero en el juego del rosarino quedaron plasmadas las falencias del equipo: una bien y dos mal. Para colmo, Excursionistas volvió a preocupar por su mala costumbre a hacer difícil lo sencillo. Este equipo se caracterizó en todo el torneo por su inteligencia y practicidad para manejar la pelota parada, pero hace algunos partidos que el Verde se complica en este rubro, tomando malas decisiones y hasta dando paso a contragolpes rivales que a veces se pagan caro, como en aquel primer gol de Pastor para Berazategui en Quilmes. ¿Una muestra? Cuando en la última jugada del partido teníamos un córner a favor, con siete jugadores esperando para el cabezazo, terminamos intentando un gol olímpico. Lo dijimos siempre, cuando Excursio juega simple, agarráte; ahora cuando nos encaprichamos en hacer la más difícil, nos complicamos solos. Habrá que trabajar en eso, y también en resolver cómo quebrar a equipos que nos juegan como lo hizo el CADU, porque en los partidos que quedan seguramente en algunos se repetirá esta situación.

Así y todo, salvo por aquel tiro de Mamani que pegó en el travesaño, Excursionistas volvió a contar con situaciones de gol, como un bombazo de Canuto que Menón sacó por arriba del horizontal y la última cuando De Vincenti pifió de frente al arco y Groothuis le pellizco la pelota a Diaz que se aprestaba para cabecear el rebote. A esa altura, Rondina ya había metido a Gerry por Del Rio y al pibito Mazza por el Polaco. Amato adicionó cinco minutos que debieron ser más. La camilla entró cuatro veces al campo de juego para sacar a jugadores del CADU "lesionados" y en las cuatro oportunidades salió vacía. Se tomaban 30 o 40 segundos para sacar cada lateral y casi un minuto para jugar los tiros libres. Una vergüenza. Pero a ellos el empate les servía. Vinieron a buscar el punto y lo consiguieron, mientras que el Verde terminó enmarañado en el planteo zarateño. Una lástima. Era un partido para sumar de a tres y darle valor a la igualdad conseguida en Rosario el domingo pasado. No se pudo pero seguimos ahí, sólo que ahora hay que visitar Loma Hermosa con obligaciones extra.

Decíamos al principio que pese al rendimiento y al resultado no hay que confundirse. Aún nada está definido y el resto de los equipos que compiten con el Verde están en la misma que nosotros, ciclotímicos e irregulares. El torneo está parejo como pocas veces y cuesta creer que Excursionistas o cualquier equipo otro vaya a agarrar la punta ahora y desfilar hasta la fecha 38. Pero en una jornada en la que todos nuestros rivales directos dejaron puntos en el camino hubiera venido bien ganar y sacar una ventajita. Sólo Villa San Carlos sacó provecho de las circunstancias y se fue a 56 puntos, dos más que el Verde y Berazategui, los escoltas.

Lo positivo de todo esto, algo que no debemos minimizar, es que Excursionistas ya se ha salvado del descenso directo, algo con lo que probablemente cualquier hincha del Verde se hubiera conformado al principio del torneo cuando arrancamos últimos en el promedio a 10 puntos de Cañuelas y Argentino de Rosario, equipos a los que en treinta fechas les descontamos 35 y 15 puntos respectivamente. Un campañón. Pero todavía falta, y aunque el asunto de la Promoción aún no está resuelto, el Verde va por todo y en el corazón de sus hinchas y en los del plantel la posibilidad del ascenso late más fuerte que cualquier otra cosa.

Por la próxima fecha, la 31ª, Excursionistas visitará a otro candidato, J.J. Urquiza, el próximo lunes a las 15:30 con arbitraje de Cristian Cernadas. Además: Cambaceres - Villa Dálmine, Argentino de Rosario - Villa San Carlos y Cañuelas - Berazategui, los destacados.



  • Formaciones:

Excursionistas [0]: Ezequiel Bustos; Luciano Castillo, Ariel Crespin, Rubén Zamponi, Leandro Pérez; Tomás De Vincenti, Hernán Parentini, Mario Aguilar (ST 19' Damián Canuto); Fabián Della Marchesina (ST 33' Martín Mazza); Federico Diaz, Lucas Del Rio (ST 28' Adrián Gerry). DT: Sergio Rondina. Suplentes: Darío Barrera, Federico Gasperi, Manuel García Olmos, Diego Jaime.-

Defensores Unidos [0]: Luciano Menon; Daniel Casais (ST 34' Mario Reducto), Ariel Groothuis, Andrés Siena, Sebastián Donacarta; José Garay, Carlos Mamani, Eduardo Quillutay, Fabián Monzon; Santiago Davio (ST 30' Darío Lema, luego ST 39' Maximiliano Asencio), Javier Velázquez. DT: Osvaldo Diez. Suplentes: Adrián Giamperetti, Sandro Sánchez, Julián Amado, Leonardo Arraigada.-

Arbitro: Antonio Amato

Estadio: Excursionistas

Noticias relacionadas:

Crear un vínculo

<< Home


Nuestros sponsors